El verdadero amor espera

Mis padres fueron personas muy comprometidas con la obra de las iglesias evangélicas bautistas en la ArgentinaRoberto fallecido hace casi 40 años, fue pastor y además trabajaba como tesorero de la Sociedad Bíblica Argentina entre otras responsabilidades, y Martha, quien murió el 29 de septiembre pasado, hace un mes exacto, aplicaba sus amplios conocimientos literarios en editoriales y organizaciones cristianas. Seguir leyendo El verdadero amor espera

00