«La felicidad de la vida está constituida por minúsculas fracciones, las atenciones olvidadas de un beso o una sonrisa, una mirada cordial, un cumplido sincero».

Samuel Taylor Coleridge

Deja un comentario