Skip to main content

Estudiantes secundarios de las provincia de Mendoza, Buenos Aires y La Pampa conformaron el podio de la primera edición de la Olimpíada Argentina de Tecnología (Oatec), organizada por el Instituto Tecnológico Buenos Aires (ITBA).

Los tres primeros puestos seleccionados el 31 de octubre entre los 18 finalistas de todo el país fueron el mendocino Tomás Vega, el bonaerense Thomas Neuhaus y el pampeano Santiago Cuevas, quienes recibirán becas para estudiar en el ITBA.

Vega (en la foto superior) estudia en el colegio Químicos Argentinos de la ciudad de Mendoza; Neuhaus, en la escuela Henry Ford, en la localidad de Ricardo Rojas, en el norte del Gran Buenos Aires; y Cuevas, en el colegio Santo Tomás de la ciudad pampeana de Santa Rosa.

La agenda del encuentro incluyó clases especiales, evaluaciones individuales, grupales, teóricas, prácticas, presentaciones de proyectos y prototipos, almuerzos y cenas de bienvenida y cierre del evento, visitas a las distintas sedes y laboratorios, incluyendo el Distrito Tecnológico porteño.

Se inscribieron 1.473 alumnos junto a 235 docentes de 202 colegios de diferentes regiones del país.

En la primera instancia de selección, 674 alumnos contestaron un examen ‘online’ de opciones múltiples.

ITBA Oatec 2015«En la evaluación presencial final, 18 alumnos fueron, junto a sus docentes tutores, quienes se disputaron los primeros lugares y el nivel en las posiciones principales fue muy parejo. En términos generales el nivel fue muy alto y fuimos sorprendidos con las soluciones que imaginaron los alumnos a los desafíos presentados. Lo llamativo fue que el tercer puesto fue para un estudiante que no provenía de una escuela técnica», resumió Norberto Lerendegui, presidente y organizador de la Oatec.

Durante la olimpíada, los alumnos contaron con el apoyo de su docente orientador, pero el examen en línea debían hacerlo en forma individual.

Los participantes que llegaron a la final rindieron en sus respectivos colegios un examen común a nivel nacional a través de la página web de la Oatec.

«Esperamos, a través de este evento, despertar vocaciones científico-tecnológicas en los jóvenes y contribuir a que los alumnos empleen el método científico, desarrollen habilidades tecnológicas, de abstracción y reflexión crítica, como así también capacidad de transmitir e intercambiar información”, destacó José Luis Roces, rector del ITBA, en un comunicado que me envió el instituto.

Para las pruebas finales y presenciales en el ITBA, los alumnos tuvieron que desarrollar dos proyectos en forma grupal y dos proyectos en forma individual, acompañados, además, con una exposición oral.

A través de las dos instancias examinatorias se evaluaron aquellas habilidades que se pretendieron incentivar con la Oatec: conocimiento general sobre el tema planteado, lógica deductiva, capacidad de resolver problemas, manejo de órdenes de magnitud, habilidad manual, planificación, economía de esfuerzos y capacidad expositiva.

ITBA Oatec 2015 trabajo y evaluaiconEn reconocimiento por llegar a la instancia final, los alumnos, los docentes orientadores y sus respectivos colegios recibieron distintos premios.

Los alumnos de los tres primeros puestos obtuvieron un diploma, una beca de ingreso y grado al ITBA al 100%, 75% o 50% de acuerdo con la posición, una notebook (el primero) y tableta (el segundo y tercero).

Los docentes orientadores recibieron una tableta y un diploma, y los colegios representados, libros de matemática, física y química, junto a un kit de herramientas para los laboratorios de alumnos.

Del 4º al 15º puesto, los participantes recibieron sus respectivos certificados; los docentes orientadores, libros de matemática, física y química, y certificados y los colegios también libros de matemática, física y química y un kit de herramientas para los laboratorios de alumnos.

César Dergarabedian

César Dergarabedian

Soy periodista. Trabajo en medios de comunicación en Buenos Aires, Argentina, desde 1986. Especializado en tecnologías de la información y la comunicación. Analista en medios de comunicación social graduado en la Universidad del Salvador. Ganador de los premios Sadosky a la Inteligencia Argentina en las categorías de Investigación periodística y de Innovación Periodística, y del premio al Mejor Trabajo Periodístico en Seguridad Informática otorgado por la empresa ESET Latinoamérica. Coautor del libro "Historias de San Luis Digital" junto a Andrea Catalano.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: