El carrito compartido: una nueva forma de vender en Internet

Dado el escenario de aislamiento social para prevenir la propagación de la pandemia del coronavirus, muchas tiendas físicas han sufrido la disminución en el flujo de clientes, aunque el comercio electrónico sigue en plena expansión.

Para continuar con la operación de venta, las empresas pueden utilizar el carrito compartido («social selling») para lograr una interacción con sus clientes de manera más ágil.

De esta forma, los vendedores que trabajan antes de la panedmia en tiendas físicas pueden continuar con la venta en línea, desde cualquier dispositivo, agregando productos y enviando el carrito al cliente a través de canales como WhatsApp, Facebook Messenger y correo electrónico.

Al enviar el carrito, el cliente debe completar los detalles de pago para garantizar la seguridad de los datos y puede cambiar la dirección de entrega al recibir el enlace.

El vendedor no tiene acceso a datos confidenciales, como la dirección y el pago. Por lo tanto, incluso si el cliente recibe un enlace con los datos del vendedor vinculado, debe confirmar a nombre de quién y en qué dirección, de hecho, se realizará la compra.

El cliente siempre tendrá acceso al seguimiento de su pedido y esto debe garantizarse mediante el correo electrónico registrado del pedido.

Si el vendedor ya tiene un historial de contacto con el cliente, puede ponerse en contacto en tiempo real y seguir la venta; si no la tiene, puede crear opciones del carrito, siguiendo una estrategia de marketing y generando un contacto con las informaciones que posea del cliente como compras anteriores o categorías preferidas.

Las promociones siempre son atractivas para favorecer las ventas asistidas, acumulando promociones ya existentes del canal en línea.

Esta nueva manera de vender en línea de carrito compartido genera con rapidez un aumento en las ventas y se puede realizar un seguimiento personalizado y una venta asistida.

En definitiva, este es un período para ser creativos, para generar nuevos negocios, para diversificar portafolios de productos y crear nuevos emprendimientos.

Son momentos de cambio y quienes logren adaptarse podrán salir fortalecidos.

Darío Schilman

Gerente nacional de Vtex para la Argentina, Uruguay, Paraguay y Bolivia.

Deja un comentario