El casco histórico de Carmen de Patagones en 40 fotografías

La ciudad de Carmen de Patagones es la más austral de la provincia de Buenos Aires. Localizada en una zona de transición entre la pampa y la Patagonia, es muy singular entre las ciudades argentinas por sus atractivos naturales, urbanos y por su casco histórico.

Patagones, como la conocen sus habitantes y los de la vecina ciudad rionegrina de Viedma, debe ser su razón de ser al imponente río Negro y su cercanía con el mar Argentino.

El río Negro, río de los Sauces o Currú Leuvú, como lo llamaban sus primeros pobladores españoles y los pueblos originarios, es el curso fluvial más caudaloso de la Patagonia y uno de los cinco más caudalosos de la Argentina.

La belleza natural del río se complementa con un frente costero favorable, que en el caso de Patagones se distiongue por sus barrancas.

A partir de los primeros años de la ciudad, este frente costero ha definido el desarrollo de la zona.

Desde el emplazamiento de un puerto de corsarios del siglo XIX, hasta la actualidad, como sustento esencial para el desarrollo de actividades agrícolas, turísticas y recreativas.

Gran patrimonio histórico de Carmen de Patagones

Patagones se distingue también por patrimonio histórico cultural, forjado a lo largo de sus más de dos siglos de historia, y en rigor es el elemento más distintivo y propio del lugar.

Conocida como la «cuna de la historia de la Patagonia”, en las calles del casco histórico de Carmen de Patagones se observa un testimonio de los orígenes de los primeros españoles que se establecieron en el sur argentino.

También es un registro del papel desempeñado por la población local en la defensa de la soberanía patagónica, primero para la corona española y más tarde a favor de las Provincias Unidas del Río de la Plata.

La homogeneidad arquitectónica y urbanística del casco histórico de Carmen de Patagones se ve reflejada en los distintos monumentos, lugares y sitios históricos.

La jerarquía de los recursos locales se manifiesta en las diferentes campañas de revalorización, llevadas a cabo desde los gobiernos municipal, bonarense y nacional.

El casco antiguo de la ciudad fue declarado en 2003 por el Gobierno nacional como «poblado histórico nacional».

Esta área comprende 24 manzanas de configuración irregular, donde se sitúan las construcciones más antiguas y representativas de la historia local.

Entre ellas están la torre del antiguo fuerte, los ranchos coloniales, las cuevas maragatas y la iglesia parroquial, entre otras.

La irregularidad del terreno y las escarpadas barrancas que se disponen de manera paralela al rio, ofrecen una urbanización particular, aumentando en valor paisajístico de la ciudad.

Desde 1988 visito por razones familiares la comarca que conforman Patagones y Viedma, el valle inferior del río Negro y la costa atlántica vecina.

El 21 de febrero de 2020 (parece que fue hace mucho tiempo por causa de la pandemia del coronavirus pero no pasó siquiera medio año…) recorrí a pie el casco histórico junto a mi hija Agustina Dergarabedian y mi sobrina Martina Riera.

Paseo veraniego por Carmen de Patagones

Aunque era verano, la época del año con mayor cantidad de turistas de la zona, el templo estaba cerrado al igual que la mayoría de los lugares históricos.

Pese a ellos, disfrutamos del paseo por una de las áreas urbanas más bellas de la Argentina, algunos de cuyos principales puntos están bien señalizados con carteles informativos.

Te comparto a continuación una galería de fotografías que tomé en ese paseo, con un teléfono móvil Samsung Galaxy S10+.

El bar

Calle Mitre

Pasaje San José

Viedma desde Carmen de Patagones

Antiguo Fuerte e Iglesia Nuestra Señora del Carmen

Colegio María Auxiliadora

Plaza 7 de Marzo

Banco de la Nación Argentina

Biagetti y Bynon

Muelle de lanchas

Deja un comentario