Skip to main content

Las tecnologías de inteligencia artificial (IA) se desarrollan con rapidez y cada vez son más asequibles, aunque podrían usarse con propósitos malintencionados.

Estas mismas tecnologías aportan un nuevo nivel de autonomía a los vehículos, los robots en los almacenes, las cámaras de seguridad y una amplia gama de servicios de Internet.

Los nuevos sistemas de IA también exhiben comportamientos inesperados y extraños debido a que no se entiende por completo la manera en que aprenden a partir de enormes cantidades de datos.

Esto los hace vulnerables a la manipulación; se puede engañar a los algoritmos para que, por ejemplo, vean cosas que no existen.

En un contexto como éste, los delincuentes podrían burlar cámaras de seguridad o afectar a un vehículo autónomo.

Josh Saxe, jefe de datos científicos de la empresa de seguridad informática Sophos, me explicó cómo los cibercriminales utilizan la inteligencia artificial para sus actividades.

Puedes leer la entrevista que publiqué en iProfesional aquí.

César Dergarabedian

Soy periodista. Trabajo en medios de comunicación en Buenos Aires, Argentina, desde 1986. Especializado en tecnologías de la información y la comunicación. Analista en medios de comunicación social graduado en la Universidad del Salvador. Ganador de los premios Sadosky a la Inteligencia Argentina en las categorías de Investigación periodística y de Innovación Periodística, y del premio al Mejor Trabajo Periodístico en Seguridad Informática otorgado por la empresa ESET Latinoamérica. Coautor del libro "Historias de San Luis Digital" junto a Andrea Catalano.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: