Cisco advierte sobre el impacto de restricciones cambiarias en las redes

Anuncios

La Argentina es uno de los mercados latinoamericanos más relevantes para Cisco, el mayor fabricante mundial de infraestructura de redes.

Durante 25 años, esta empresa estadounidense impulsó la transformación digital de las industrias más importantes del país, además de las pequeñas y medianas empresas, así como el sector público, para ayudarlos a ser más competitivos en la economía digital.

Un ejemplo de la influencia de Cisco se encuentra en el Congreso de la Nación, donde las sesiones virtuales se realizan por su sistema de telepresencia.

Este sistema también está en los despachos del presidente Alberto Fernández en la Casa Rosada y la residencia de Olivos.

Desde esta compañía californiana observan con preocupación el impacto de las restricciones cambiarias en la renovación de las redes de telecomunicaciones y el despliegue de nuevas tecnologías, como las de quinta generación (5G) de telecomunicaciones móviles inalámbricas.

Gabriel Sakata, gerente general de Cisco para la Argentina, Uruguay y Paraguay, analizó en una entrevista que le realicé el impacto de las medidas económicas en el mercado donde se desempeña esta empresa con más de 180 empleados en la Argentina, y más de 500 socios de negocio.

Incertidumbre cambiaria

«El sector que tal vez sufrió mayores cambios o alteraciones fue el de mayoristas, porque se manejan con inventarios de tecnología que por temor a que tengan que hacer algún tipo de recambio, se están cubriendo con un dólar más alto, pero en Cisco al final del día cuando se cotiza un proyecto se hace con el dólar al momento de la emisión de la factura cuando se entregan los equipos», señaló.

«Las inversiones en TIC como cualquier tipo de inversión requieren de una expectativa positiva del mercado y de un tipo de cambio estable. Las incertidumbres macroeconómicas que se le suman a la pandemia y el no entender cuál es el valor real que tendrá la inversión en moneda local cuando la solución se entregue y se tenga que hacer el pago , generan en algunos casos que esas decisiones se dilaten», advirtió.

«El efecto se verá con el tiempo, hay que entender que la pandemia es un fenómeno que afecta a nivel global y que la situación argentina agrega un componente adicional», dijo Sakata.

«Un ejemplo claro es lo que vimos lo que sucedió con el tema de servicios de telecomunicaciones; se generó una expectativa sobre el control de tarifas en los servicios que tuvo un impacto en el mercado de los operadores móviles y de proveedores de Internet, que desalentaría la inversión en 5G y el despliegue de fibra óptica. Habrá que ver en el tiempo si finalmente el Gobierno y las empresas del sector logran llegar a un acuerdo que viabilice la inversión», expresó.

Puedes leer completa la entrevista que publiqué en iProfesional aquí.

Deja un comentario