Skip to main content

La Cámara Argentina de Anunciantes (CAA), en colaboración con la agencia Time For Digital (T4D), presentó una guía sobre el fraude digital publicitario, una práctica que, según estimaciones de la industria, afecta al 30% de los anuncios.

El fraude digital publicitario, también conocido como tráfico inválido (IVT), es la representación fraudulenta de impresiones, clics, conversiones o eventos de datos publicitarios en línea para generar ingresos.

Estas actividades manipulan los canales de entrega, lo que afecta en forma significativa el retorno de la inversión en medios de un anunciante y, a menudo, pone en peligro la reputación de la marca.

Sin la detección del fraude publicitario, el impacto puede ser significativo ya que los esfuerzos publicitarios de una marca se desperdician en impresiones que no son vistas por personas.

La cámara que nuclea a las empresas anunciantes más importantes de la Argentina y la agencia encabezada por Marcos Christensen presentaron una guía que incluye pasos para optimizar la inversión, información sobre tipos de fraude, recomendaciones para evitarlo y síntomas para detectarlo, entre otros puntos. La guía está disponible aquí.

Según me informó la cámara en un comunicado, el fraude digital publicitario afecta al 30% de los anuncios.

Sin embargo, no todas las campañas son impactadas por igual ya que ataca de manera desproporcionada a las de bajo nivel con costo por mil (CPM) más baratos.

Hay campañas que pierden entre 10% y 40% dependiendo de la calidad de inventario, el nivel de auditoría y verificación que utilizan.

El sector de la publicidad digital tiene tasas de fraude más altas que industrias multimillonarias como la atención médica, las tarjetas de crédito y los seguros.

Una de las razones, según informó la cámara, es por qué hay pocas auditorías y penalidades.

“El fraude publicitario digital representa un gran desperdicio de dinero para los anunciantes. Uno de los roles de la CAA es brindar herramientas a sus asociados para que identifiquen si están expuestos al fraude y puedan implementar las medidas de seguridad adecuadas. En este sentido, esta guía brinda información sobre los mecanismos de estafa y describe algunas herramientas de protección”, dijo Philip Perez, presidente de la Cámara Argentina de Anunciantes.

“En los últimos años, la industria ha empezado a reconocer el problema del fraude publicitario. Algo que inicialmente se escuchaba como un rumor finalmente se convirtió en un problema a solucionar y cada vez más anunciantes están tomando conciencia de la importancia que tiene el análisis de la calidad del inventario», agregó Christensen,

«La automatización de las campañas trajo muchos beneficios y agilidad a la compra y venta de espacios; por esta razón -y para aprovechar estos beneficios sin salir perjudicados- es prioritario asegurarse de estar adquiriendo tráfico de calidad para reducir el desperdicio de inversión publicitaria», señaló este publicitario.

A medida que aparecen nuevos formatos y niveles de segmentación, «el fraude evoluciona para ser más eficiente en capturar mayores niveles de inversión donde hay menos control. Así surgen operaciones en ‘Connected TV’, atribución de descargas de aplicaciones, segmentación geográfica», sostuvo Christensen.

En el marco del lanzamiento de esta guía, la CAA organiza una actividad gratuita y abierta al público sobre fraude digital publicitario, que tendrá como expositores a Christensen y Alessander Firmino, de Integral Ad Science.

La actividad se hará el 28 de abril, de 15.00 a 16.00, vía Zoom. Requiere inscripción previa aquí.

César Dergarabedian

César Dergarabedian

Soy periodista. Trabajo en medios de comunicación en Buenos Aires, Argentina, desde 1986. Especializado en tecnologías de la información y la comunicación. Analista en medios de comunicación social graduado en la Universidad del Salvador. Ganador de los premios Sadosky a la Inteligencia Argentina en las categorías de Investigación periodística y de Innovación Periodística, y del premio al Mejor Trabajo Periodístico en Seguridad Informática otorgado por la empresa ESET Latinoamérica. Coautor del libro "Historias de San Luis Digital" junto a Andrea Catalano.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: