Un año sin mamá


Este 29 de septiembre de 2014 se cumple el primer año del fallecimiento de mi mamá, Martha Laurencena de Dergarabedian.

Partió a la Patria celestial, como decimos los cristianos de origen evangélico en referencia al cielo nuevo y la tierra nueva prometidos por Dios a sus hijos, en plena actividad y servicio, como vivió cada uno de sus días, entregándolo todo.

Ya pasó un año pero parece que su partida fue hace pocos días. Coincidió conmigo en describir esa sensación Delfín Viano, el coordinador de distribución de la Sociedad Bíblica Argentina (SBA), entidad donde mi mamá fue presidenta, entre otros trabajos; mi papá Roberto, tesorero;, y yo, socio.

Delfín y yo la recordamos el 26 de septiembre en una reunión de oración en la Plaza del Congreso por los cristianos perseguidos por su fe en Medio Oriente, por quienes mi mamá intercedía, según comprobé en sus cuadernos de oración.

Voy casi todas las semanas al departamento donde ella vivió sus últimos 48 años, en el barrio porteño de Almagro. Es un trabajo de duelo diferente al que atravesé por la muerte de María, mi hija mayor, hace casi seis años. De ambos procesos extraigo enseñanzas personales que alguna vez compartiré.

La recuerdo vital y alegre, como en esta foto en el estadio Monumental, de nuestro querido River Plate.

Martha Dergarabedian en el estadio Monumental el 26 de agosto de 2012.
Martha Dergarabedian en el estadio Monumental el 26 de agosto de 2012.

Casualmente, el 28 de septiembre se celebra el día internacional del hincha de River, en recordación del cumpleaños de Angel Labruna, el máximo goleador y uno de los entrenadores más ganadores de los “millonarios”.

Creo que a ella le gustaría que la recordemos así, gozosa, feliz, pero por un motivo mucho más valioso, profundo y eterno que una pasión futbolística o un triunfo deportivo: por su fe en Cristo.

El siguiente video, de Luis Adonis, refleja muy bien esa condición de mamá como hija y servidora de Dios:

Anuncios

8 comentarios en “Un año sin mamá”

  1. Querido César: Esperé hoy tu recuerdo para unirlo al mío. Y vuelvo a ese momento tan querido en que la acaricié y me despedí en el Hospital de Mar del Plata. Y hoy enjugo mis lágrimas de ahora para celebrar que hace un año está adorando al Cordero Santo. Yo también conservo conmigo su alegría, su vitalidad, su amor a Dios y a los demás. Por eso disfruta de la vida eterna. Un abrazo muy cercano para vos y Prisci. Silvia Buxó

  2. Queridos César y Priscila: Hoy quisiera recordar a Martha enumerando los muchos momentos que compartimos en mas de 60 años de amistad. Puedo decir que era una madre y abuela de 10, gran enamorada del trabajo, del compromiso de servicio al Señor, del tener la mano extendida al que necesitaba apoyo, de la amiga incondicional y muchas, muchas cosas mas. Aunque con nostalgia estoy felíz de saberla mirando, junto a su Señor, desde allá y magnificados, los hermosos amaneceres de las fotos de César y que los que a aman a Dios alguna vez también disfrutarán. Un Gran abrazo! Noemí

  3. Querido César: qué bueno que puedas recordar a tu mamá de este modo.
    Tu relato y el vídeo la pintan de cuerpo y alma .
    Sabés que Uds. 4 como familia fueron muy importantes en mi vida en mi etapa de seminarista y luego la vida nos volvió a encontrar en tantas circunstancias… los he visto crecer a vos y Prisci, y por eso guardo un recuerdo precioso.
    Quiero expresarte mi acompañarte en este tiempo de acomodar bultos internos y externos; y recordá que me ofrecí para los bultos externos en lo que te pueda ayudar.
    Un abrazo grande, César!!
    Norma Armendariz de Golc

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.