Los “smartphones”, los pagos móviles y las “fintech” reconfiguran el escenario de la banca


Hacer una transferencia o un plazo fijo, tomar un pequeño crédito, consultar cómo están cotizando las acciones en la Bolsa y muchas actividades más que antes requerían acercarse al banco, hoy se pueden hacer desde un “smartphone”.

Con más usuarios con teléfonos móviles “inteligentes”, los pagos móviles aumentan y las “fintech”, los negocios iniciales (“startups”) financieros basados en tecnologías como alternativa a la banca tradicional, ganan terreno.

Un estudio de eMarketer estimó que América latina tendrá 155,9 millones de usuarios de “smartphones” en 2015 gracias al crecimiento del 22,2% anual, con el que alcanzará la cifra de 245,6 millones en 2019.

El 84% de los usuarios de teléfonos móviles “inteligentes” vendrá de seis países: la Argentina (de 11 millones en 2011 a 13,3 millones en 2015 y 19,8 millones en 2019), Brasil, Chile, Colombia, México y Perú.

Según una encuesta de Ipsos y MercadoPago, se duplicó el porcentaje de pagos móviles en la Argentina (30% en 2015 contra 15% en 2014).

El volumen de los pagos superó los 2.243 millones de dólares en el primer semestre de 2015, un 55% más que en el mismo período del año anterior.

El reporte “Fintech New York: Partnerships, Platforms and Open Innovation” indica que la inversión en la industria de “fintech” a nivel mundial se triplicó de 4 mil millones de dólares en 2013 a más de 12 mil millones de dólares en 2014.

Alejandro Cosentino, director general ejecutivo de Afluenta, una de las “fintech” argentinas, me explicó que “los avances tecnológicos transformaron las telecomunicaciones, el comercio minorista, el transporte urbano, la hotelería, la música y filmes, entre otras industrias. Ahora está transformando también los servicios financieros”.

Esta transformación “es radical” para este ejecutivo, porque la tecnología “está desmantelando los servicios financieros bancarios tal como se los conoce actualmente”.

Se ha creado así un nuevo mercado financiero gracias a la tecnología.

“Tal disrupción en los servicios financieros se está realizando a través de las ‘fintech’, es decir, aquellas nuevas empresas y ‘startups’ intervenidas por la tecnología”, definió Cosentino.

Para este emprendedor, “el sistema bancario es caro en todas partes del mundo debido a los altos costos de su infraestructura y a sus canales de distribución obsoletos, sumado al riesgo financiero que es remunerado de manera costosa”.

“Hoy los bancos están siendo presionados por los nuevos servicios que estas compañías ofrecen con menores costos y mejores servicios. Sin embargo, no se están adaptando todavía a este proceso innovador, no lo perciben como una realidad inmediata a pesar que en muchos mercados su crecimiento es exponencial”, advirtió.

Este “proceso disruptivo de los servicios tradicionales crea nuevas alternativas por fuera de los bancos y otorga a las personas un mayor empoderamiento para manejar su dinero”, dijo Cosentino.

“Este es un camino de no retorno que está produciendo una sociabilización de las finanzas dada la interacción que se genera entre las personas. Sin duda, es el futuro de las finanzas y un mercado en continuo crecimiento”, vaticinó.

Más información en esta nota propia en iProfesional.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .