«El ecosistema digital en Argentina creció a pasos agigantados»

Valeria Rodríguez, directora de la empresa Lyra Argentina, analizó en una entrevista que le realicé los impactos de la pandemia del coronavirus y las medidas de confinamiento social para evitar su propagación, en las finanzas apalancadas en las tecnologías de la información y la comunicación y el comercio electrónico.

«Toda industria se vio obligada a repensar su estrategia comercial y la implementación y/o ampliación de los canales digitales, que para muchos casos eran completamente nuevos hasta el momento, debido a la aceleración de la digitalización en la sociedad, impulsada por los nuevos hábitos de compra que adquirieron los argentinos durante el aislamiento obligatorio», apuntó Rodríguez, quien cuenta con más de 7 años de experiencia en el ecosistema de medios de pagos digitales e integra las cámaras argentinas de comercio electrónico (CACE) y «fintechs».

«El ecosistema digital en Argentina creció a pasos agigantados, el 31% de los argentinos declara haber incrementado sus compras online. En paralelo, el uso de tarjetas y medios de pago digitales experimentó un fuerte crecimiento y el 76% de sus usuarios actuales afirma que optará por este canal en el futuro, según cifras recientes de la CACE», apuntó la directora local de Lyra, una empresa que nació en 2001 en Toulouse, Francia y desarrolló experiencia en tecnologías orientadas al mercado financiero.

En 2017 Lyra Group desembarcó en la Argentina con su procesador Gateway: PayZen; una pasarela tecnológica para brindar la posibilidad de acceder con una única integración a una conexión directa con múltiples adquirentes.

Rodríguez apuntó que con el confinamiento surgió «una gran oportunidad para las tiendas ‘online’, que ante la creciente demanda no solo esperan el servicio de una ‘herramienta de cobro’, sino mayor performance (SLA), mejores tiempos de impacto y una marcada preferencia por la acreditación sin intermediarios».

Puedes leer completa la entrevista que publiqué en iProfesional aquí.

Deja un comentario