Laura Andahazi Kasnya: ¿cuál es tu saldo personal del confinamiento por la pandemia?

Anuncios
Las siguientes respuestas forman parte de la encuesta “Covid-19: ¿cuál es tu saldo personal del confinamiento?”. Más información sobre este sondeo aquí.

-A ocho meses del inicio del confinamiento, ¿cómo llevaste este tiempo? Puedes responder con frases cortas o explayarte. Por ejemplo, desde un lacónico “Bien, sin grandes problemas” hasta una crónica de una página de extensión, con una evolución de tu experiencia desde el inicio a hoy.

-Sinceramente el confinamiento no me pesó. Por supuesto extrañé mucho a mi familia y amigas, aunque ahora de a poco y con estrictos cuidados nos estamos reencontrando. Después de ocho meses, el día de la madre fui a ver a mi mamá; improvisamos un breve almuerzo al aire libre y pudimos disfrutarnos por lo menos un rato; fue reconfortante.

-¿Cómo manejas ahora tu tiempo en el marco del aislamiento, en comparación a la era previa a la pandemia? ¿Adoptaste y consolidaste una nueva rutina que la mantendrías en la post pandemia? Si es así, te invito a describirla. Por ejemplo, realizar ejercicios de gimnasia a la mañana o una meditación espiritual.

-No, de alguna manera mi rutina siguió igual. Como en la prepandemia, mi rutina la organiza el trabajo, pero creo que logré optimizar más los tiempos. Aunque pensar en levantarme un poco más tarde fue solo una ilusión, pero no me quejo, llené mi tiempo con muchas nuevas actividades; además de las de siempre.

Al comienzo de la pandemia seguí con mis clases de gimnasia de manera virtual, pero sinceramente solo pude sostenerlas por dos o tres meses; no es lo mismo estar frente a la profe con la música y tus compañeras que en casa entre muebles, la perra que te salta encima y la conexión que se entrecorta. Desde noviembre y con protocolo volví a las clases presenciales.

-¿Cómo impactó el aislamiento en tu familia? Me refiero a tu relación con tu pareja, hijos, nietos, padres, abuelos u otros parientes cercanos. ¿Alguno de ellos dio positivo de coronavirus?

-Si tengo que elegir con quién pasar otra cuarentena, sin dudas elijo pasarla con mi pareja. Aunque naturalmente algún roce hemos tenido, la vida con él es más sencilla y alegre. Con él el vínculo se fortaleció.

Como comenté anteriormente durante este 2020 casi no vi a mi familia (salvo a mi mamá y a mi hermano aquel Día de la Madre), aunque por supuesto hemos tenido contacto a diario. El tiempo dirá qué impacto tuvo esta distancia; perdimos un año, pero todos sabemos que nos cuidábamos el uno al otro; también esta distancia fue un acto de amor.

Por suerte en mi familia no hubo casos de coronavirus; tampoco entre mi grupo de amigos.

-¿Descubriste en este tiempo de aislamiento una película, libro, música, serie de TV, juego o videojuego, y que podrías recomendar?

-Lamentablemente tuve menos tiempo del que creí que iba a tener para dedicarme a la lectura. Leí algunas cosas, pero nada que realmente haya volado la tapa de los sesos como a veces suele ocurrirme; lo que más me gustó de lo que leí fue El Adversario de Emmanuel Carrére y Nuestra parte de noche de Mariana Enríquez; el segundo que leí de ella en el año.

Respecto a series o película este año para mí podría llamarse Ricky Gervais. Adoro su humor y la sensibilidad de su mirada; con él puedo llorar y reírme a la vez. La lista de recomendación sobre sus trabajos se reduce a todo; pero si me obligan a elegir destaco The invention of lying, The Office, David Brent: Life on the Road, After Life y por supuesto el adorable Derek.

-¿Cómo afectó el aislamiento a tu trabajo? ¿Seguís hoy con el trabajo en forma remota? ¿Cambiaste de trabajo’ ¿Iniciaste uno nuevo?

-Mi trabajo continuó igual, salvo que ya no pude hacer entrevistas personalmente. Siempre trabajé desde casa por lo que ya tengo una rutina armada; aunque ahora al ser todo virtual enloquecí un poco con las plataformas que tan de moda se pusieron.

Inicié muy tímidamente un emprendimiento que nada tiene que ver con lo periodístico, pero que me divirtió mucho arrancarlo: estoy haciendo y vendiendo rascadores para gatos de cartón corrugado. Mandé a hacer un troquel, conseguí el proveedor de cartón, mi marido me hizo la máquina y manos a la obra. Tenía ganas de hacer algo manual, algo que me saque de enfrente de una pantalla. Vendí un montón considerando que en cuarentena no pude salir a ofrecerlo más allá de los 5 o 10 kilómetros de donde vivo. Este último mes y medio lo abandoné un poco porque tuve muchas notas que priorizar, pero ese emprendimiento sigue vivo y pronto retomaré la difusión.

-¿Aprovechaste este tiempo de aislamiento para realizar alguna tarea o alcanzar una meta personal postergada? Si es así, ¿cuál fue? Por ejemplo, una copia de seguridad de la computadora, ordenar tu biblioteca.

-Sí, fue un año muy activo. Además del trabajo, el emprendimiento que les comenté arriba y las actividades que siempre hice como inglés y gimnasia; este año también me dediqué a capacitarme y aproveché los talleres online que organizó Sipreba para periodistas. El que más me gustó fue uno de Periodismo de Datos; quedé tan fascinada que por mi cuenta me sigo formando.

En lo personal con mi marido seguimos mejorando la casa; hicimos el garaje, pintamos algunos ambientes, mejoramos la cocina y ahora estamos rehaciendo la huerta en que ya empezaron a aparecer unos tentadores tomates, entre otras cosas que plantamos.

-¿Aprovechaste este tiempo de aislamiento para crecer en tus capacidades físicas, mentales, espirituales, laborales, profesionales? Por ejemplo, un curso por Internet, finalizar una tesina.

-Sí, como comenté anteriormente aproveché para hacer varios cursos online de formación profesional.

Ahora busco algo que no tenga que ver con lo labora; tengo muchas ganas de hacer algún curso de cerámica.

-Durante el aislamiento, ¿desarrollaste o tuviste reacciones como ansiedad, aburrimiento, desánimo, depresión o rabia? ¿Cómo las enfrentaste y superaste o tratas hoy con ellas?

-Para nada. Solo me apenó la distancia con la familia, pero nada que pueda compararse con una depresión, desánimo o rabia.

-¿Cuáles fueron las principales enseñanzas, ganancias y pérdidas que te deja este tiempo de confinamiento? Puedes incluir diferentes campos, como el personal, el bienestar físico y espiritual, el laboral, etc.

-Creo que este año nos sirvió para llevar a la práctica algo que solemos decir, pero que no siempre es posible cumplir y que es vivir el día a día. Por primera vez, con planes postergados y con la incertidumbre de cómo será el mañana, pude concentrarme en el hoy y en no poner el carro delante del caballo.

-Espacio libre para que agregues aquello que no aparecía en el cuestionario y que consideras que vale la pena mencionar.

-¡Ánimo, esto también pasará!

Laura Andahazi Kasnya

Periodista

Puedes leer las respuestas del resto de los encuestados aquí. 

Deja un comentario