¿Cómo vive Lucas Esteban Delgado el aislamiento por el coronavirus?


Las siguientes respuestas forman parte de la encuesta “¿Cómo vivís el aislamiento por el coronavirus?”. Más información sobre este sondeo aquí.

Al momento de responder este cuestionario, ¿cómo llevas el aislamiento dispuesto por el Estado ante la pandemia del coronavirus? Puedes responder con frases cortas o explayarte. Por ejemplo, desde un lacónico “Bien, sin grandes problemas” hasta una crónica de una página de extensión,

El aislamiento llegó en medio de muchos procesos de cambios personales. Mudanza, viajes, mucho trabajo y un profundo deseo de bajar un cambio. El anuncio del cierre de rutas nos tomó por sorpresa estando ya en nuestras vacaciones, lo que nos obligó a volver inmediatamente para anticiparnos a la medida que llegó el jueves por la noche. Este abrupto cambio de planes hizo que hasta el día de hoy no podamos acomodar mucho las rutinas y los tiempos. Desde el jueves hemos tratado de balancear las instancias de trabajo con momentos de compartir un café, un almuerzo, una película. Vemos mucho las noticias, pero lo suficiente como para estar informados sin caer en la paranoia. Estamos aún en un proceso de aceptación, aún cuando acatamos el aislamiento, y al mismo tiempo un poco perdidos.

¿Cómo manejás tu tiempo en el marco del aislamiento? ¿Cambió tu rutina diaria? ¿Adoptaste una nueva rutina? Si es así, te invito a describirla. Por ejemplo, realizar ejercicios de gimnasia a la mañana o una meditación espiritual.

Desde octubre del 2019 empecé a trabajar enteramente de modo independiente y sin un espacio fijo de trabajo. No fueron pocos los días en los que la rutina de trabajo se extendía durante las jornadas, por lo que el aislamiento no es un problema en ese sentido. Sí representa un cambio en materia de reuniones, dado que sólo las realizamos de manera virtual con clientes, colegas, amigos y familia. Por el momento, dado este proceso de aceptación y confusión, no pude adoptar nuevos hábitos.

¿Cómo impacta el aislamiento en tu familia? Me refiero a tu relación con tu pareja, hijos, nietos, padres, abuelos u otros parientes cercanos.

En relación con mi pareja, el aislamiento nos llegó justo con el inicio de la convivencia. Confiamos en que nos unirá y permitirá construir un vínculo más maduro para poder acompañarnos mutuamente. La situación familiar es bastante dispar. Me preocupan mis abuelos, que en algunos casos están en aislamiento solos y lejos de mi hogar, como para al menos acompañarlos en sus compras diarias (las visitas están restringidas debido a que son población de mayor riesgo). Otros por su edad y condiciones de salud previas a la expansión de la Covid-19, que hacen que uno esté más atento a que la cotidianidad de su hogar no repercuta en mayores problemas de salud. Lamentablemente, muchos de mis familiares trabajan en sectores a los cuales el aislamiento les impacta directamente en sus ingresos. Es por eso los planes de contingencia siempre contemplan escenarios más complicados que el individual.

¿Descubriste en este tiempo de aislamiento una película, libro, música, serie de TV, juego o videojuego, y que podrías recomendar?

Nada nuevo en particular. Sí estamos atentos a las novedades que se presentaron, como la plataforma del Teatro Nacional Cervantes. También Teatrix es una buena opción si es que se quiere salir de las películas por un rato. Cine.ar también es una buena forma de aprovechar este tiempo para no apostar siempre por lo internacional (y además muchas películas no tienen costo).

¿Cómo afecta el aislamiento a tu trabajo? ¿Estás trabajando en forma remota? ¿O te dieron licencia?

Como señalé antes, mi actividad es freelance y esta condición no cambia demasiado mi forma de trabajar. Sí puede producir cambios en las actividades de nuestros clientes y de ese modo impactar directa o indirectamente en la continuidad de nuestros servicios.

¿Qué tecnologías de la comunicación usas para comunicarte con tus parientes y amigos? Por ejemplo, WhatsApp, llamadas desde un teléfono fijo, Skype.

La mayor parte de mi comunicación con familiares y también con clientes es vía mail o WhatsApp. Este último es muy útil sobre todo con personas mayores porque no requiere de instalar otros aplicativos, crear cuentas u ocupar más almacenamiento en los dispositivos.

¿Aprovechas este tiempo de aislamiento para crecer en tus capacidades físicas, mentales, espirituales, laborales, profesionales? Por ejemplo, un curso por Internet, finalizar una tesina.

Por el momento, no, dado que la carga de trabajo no ha disminuido. Eso hace que, si bien hay un contexto distinto, la rutina no cambie tanto. Es parte de la confusión de estos días, a lo que se suma que estamos además en fin de semana largo. Entonces no hay una claridad de cuándo es un día habil y cuando no.

Desde que se inició el aislamiento, ¿desarrollaste o tuviste reacciones como ansiedad, aburrimiento, desánimo, depresión o rabia? ¿Cómo las enfrentaste y superaste?

Es difícil no desanimarse si tu trabajo se ve reducido y cuando tu entorno también empieza a pasarla mal. Por otro lado, recientemente me enteré del fallecimiento de un colega vinculado a la Educación en la región contrajo el virus y falleció el sábado. Cuando el efecto de las pandemias pasa de ser una posibilidad a tener nombres y apellidos, también genera mucha tristeza, pero nos muestra lo importante de respetar las medidas de prevención. Superar esa impotencia general que te generan situaciones como la que estamos viviendo requiere de mucha voluntad, confianza. A veces el único modo es tratar de continuar con tu rutina, seguir adelante para evitar que el desánimo traiga consigo depresión, rabia o ansiedad. Aún no podría decir que lo superé. Trato de atender los asuntos pendientes y seguir con todo lo que ya está comprometido.

Espacio libre para que puedas agregar aquello que quieras compartir y que no apareció en este cuestionario.

Veo que en estos pocos días de aislamiento sociales preventivo y obligatorio han surgido muchas ideas para “entretenerse”, buscar ideas para no aburrirse, etc. Creo que si bien es importante mantenerse activos, también es fundamental que este tiempo también nos sirva de reflexión y sobre todo de dieta digital. Ver constantemente el contenido en redes, aceptar la candidad de cadenas, videos, memes, audios, falsas noticias, no nos permite bajar un cambio, encontrarnos con quien vive con nosotros, planificar nuestros proyectos. O simplemente darnos un respiro. No hace falta entretenernos 24×7, busquemos esos momento únicos en los que podemos conectarnos con nuestras emociones, nuestros pensamientos y con lo esencial de nuestro ser.

Lucas Esteban Delgado

Director y Fundador de Sobre Tiza. Periodista especializado en Educación, Inclusión Digital e Innovación Educativa. Director de Circulaciones. Me desempeñé como coordinador de proyectos del Programa de Educación y del Laboratorio de Innovación y Justicia Educativa del CIPPEC. También fui consultor externo del Banco Interamericano de Desarrollo para el proyecto GraduateXXI.

Puedes leer las respuestas del resto de los encuestados aquí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .